Sonreír es un gesto que realizamos diariamente, lo que hace que los dientes sean una de las partes de cuerpo que más preocupan a las personas de manera estética como saludable.

El blanqueamiento dental es un tratamiento que ayuda a mejorar el aspecto de tu sonrisa al devolverles su tono natural brindándoles una correcta estética dental, a pesar de ser un tratamiento rápido y sencillo mucha gente opta por someterse a un blanqueamiento dental casero pero ¿es en verdad sano y eficaz hacerlo por tu propia mano y no por la de los especialistas?

consecuencias del blanqueamiento casero

Peligros de utilizar un blanqueamiento casero

A través de internet puedes encontrar un sinfín de remedios caseros para mejorar el tono de tus piezas dentales los cuales no son recomendables o prescritos por un especialista. Al someterte a este tipo de “remedios” no solo estarás perdiendo tu tiempo y dinero también podrás poner en riesgo tu salud bucodental y al único tejido del cuerpo humano incapaz de regenerarse: el esmalte dental. Es importante que protejas esta fina capa de tus dientes, ya que de lo contrario tendrás que someterte a tratamientos dentales más prolongados. Existen ingredientes como el bicarbonato de sodio, el limón o el agua oxigenada que son utilizados en la mayoría de los remedios caseros para blanquear los dientes, sin embargo, todos ellos son un mito y por el contrario utilizarlos de manera continua a largo plazo puede llegar a dañar tu esmalte dental o a generar problemas de sensibilidad dental. El esmalte es el único tejido en nuestro cuerpo que es incapaz de volverse a regenerar, así que el esmalte que pierdes no lo vas a recuperar nunca. Los peligros de un tratamiento dental no controlado pueden ser desde el desgaste dental hasta dolores incontrolables e incluso la pérdida de piezas dentales.

¿Qué es lo ideal para aclarar tus piezas dentales?

El blanqueamiento dental es un tratamiento serio e importante que requiere de la valoración de un especialista. Dependiendo del tratamiento al que te someterás, nuestros especialistas valorarán tu tipo de esmalte, así como tu estilo de vida entre otros factores más. El mejor remedio para someterte a un blanqueamiento o cualquier tratamiento bucodental es programar una cita con el dentista y ponerte en manos de profesionales. Son ellos los que te evaluarán y decidirán qué tratamiento es el ideal para ti sin poner en riesgo tu salud dental. En Dentimex existen dos principales tratamientos con los cuales tus dientes recuperarán su tono original los cuales son mediante férulas y por fotoactivación. En cualquiera de los casos no implica desgaste ni dolor alguno.

No olvides que este tratamiento no puede reemplazar la higiene bucal de cepillar tus dientes de manera diaria al menos dos veces por día. Esta buena práctica ayudará en la efectividad de tu blanqueamiento. Cada vez son más los pacientes que no solo se preocupan por una boca sana, sino también por tener una sonrisa bonita. No arriesgues ninguno de estos dos factores sometiéndose a blanqueamientos dentales caseros, acude con los especialistas y mantén una sonrisa impecable.