Tipos de pulpitis

Existen ciertos grados de este padecimiento: leves y severos. De acuerdo con la inflamación pulpar, se pueden diferenciar los tipos en los cuales esta patología se divide.

  • Pulpitis Reversible

De ambos, este es el tipo más leve. Ocurre cuando la inflamación de la pulpa es reversible, lo que significa que, cuando los especialistas hacen que la causa de la hinchazón disminuya, esta desaparece por completo. Las causas suelen ser muy diversas.

  • Pulpitis Irreversible

Sucede cuando se produce un edema dentro de la cavidad de la dentina. Este hace que se detenga el flujo sanguíneo, lo que provoca una necrosis pulpar, es decir, la muerte de las células que conforman la pulpa dentaria, haciendo que la infección se desarrolle gradualmente.

Causas de la pulpitis

La principal causa de este padecimiento suele ser la caries dental, pues logra penetrar el esmalte e incluso la dentina hasta llegar a la pulpa del diente. Suele suceder también por golpes, fisuras o fracturas dentales e incluso procedimientos dentales mal desarrollados.

La inflamación está relacionada con infecciones bacterianas, aunque en algunos casos también puede desarrollarse debido a la periodontitis. Al sufrir de inflamación, la pulpa comienza a verse presionada en la cavidad oral ejerciendo presión sobre los tejidos y los nervios. Esta presión causa dolor, dependiendo del grado de hinchazón.

Las causas más comunes que provocan la pulpitis reversible son:

  • Las caries que no alcanzan a lastimar el nervio del diente.
  • La erosión producida en los dientes que llega hasta la dentina.
  • La fractura de un diente, ya que puede provocar que la dentina quede expuesta.
  • Cuando se realiza un empaste o reparación y se llega a perforar el diente.
  • Padecer bruxismo, pues provoca pérdida de esmalte dental.

El tipo pulpitis irreversible puede deberse a:

  • Caries muy desarrolladas que lleguen hasta la pulpa dental.
  • Al realizarse una obturación muy profunda en la que se retira tejido y se tenga que llegar a la pulpa dental.
  • Al someter a un tratamiento de ortodoncia, debido a la excesiva fuerza, se produce que el flujo de la sangre del diente sea casi nulo.

Síntomas

En el tipo reversible, al aplicarse un estímulo ya sea de calor o frío, el dolor aparece de manera inmediata, al retirarse el estímulo el dolor comienza a disminuir gradualmente.

En el irreversible, el dolor aparece de manera espontánea sin necesidad de un estímulo, incluso puede ser complicado localizar el diente del cual el dolor proviene.

Tratamiento de la pulpitis

procedimiento dental

Primero, el especialista administrará antibiótico para reducir la intensidad de la infección. Si se trata del tipo reversible, la causa más común son las caries no tan avanzadas. En ese caso se realizará el tratamiento para eliminarla y realizar la obturación.

Cuando hablamos del tipo irreversible, el tratamiento a realizar es una pulpectomía, lo que se refiere a la extirpación total de la pulpa, un procedimiento quirúrgico en el cual el cirujano hace una abertura en la pieza dental y elimina por completo la pulpa.

Si sufres de algún dolor de menor importancia en tus piezas dentales ponte en contacto con nosotros. Es sumamente importante diagnosticar a tiempo este padecimiento para que no se desarrolle más y tus dientes no sufran las consecuencias. Recuerda tener una correcta higiene bucodental y visitar al dentista regularmente.